20_NOVIEMBRE_ROBO_DE_AUTOS_EN_MEXICO_LOS_MODELOS_MAS_ROBADOS_1

Las estadísticas de robos de vehículos en México revelan que existe una relación directa entre tu nivel de seguridad, el modelo de auto que conduces y el estado donde circulas.

Según las cifras reveladas por la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros, en 2017 aumentó en 28.4 por ciento el número de vehículos asegurados robados, a 89 mil 385. El 62 por ciento de ellos fue en actos de violencia.

El 80 por ciento de los casos con violencia se presentaron en diez entidades del país, en orden de incidencia:

  1. Estado de México
  2. Jalisco
  3. CdMx
  4. Veracruz
  5. Puebla
  6. Sinaloa
  7. Michoacán
  8. Tabasco
  9. Guanajuato
  10. Nuevo León

Una tendencia preocupante

Las estadísticas de la AMIS confirman con un estudio realizado conjuntamente por la Interpol y el Senado mexicano, a través de su Instituto Belisario Domínguez, que México es el único país, entre 126 analizados entre 2015 y 2017, en donde el robo de vehículos aumentó.

Entre los países latinoamericanos, solo Brasil supera la cifra de vehículos robados registrada en México en esos dos años, con 198 mil unidades, incluidas motocicletas.

Según el investigador del Instituto Belisario Domínguez, Juan Pablo Aguirre, el factor que impulsa los robos en nuestro país es la reventa de autopartes, por ello algunos vehículos tienen más probabilidad de ser robados que otros.

Los datos que tiene la AMIS sobre cuál es el modelo de auto más robado en México puedes consultarlos a detalle en esta infografía:

 

Infografia_20_noviembre_tps 

 

Un segundo factor que influye en el alza de robos de vehículos en México, según Aguirre, es la delincuencia organizada, que los utiliza para cometer ilícitos o para revenderlos.

Eso hace que la incidencia de robos coincida con el aumento del nivel de violencia en algunos estados del país, como San Luis Potosí, con un incremento en vehículos robados del 136 por ciento de 2013 a 2017.

Evalúa tus riesgos

Toda esta información (vehículos más robados y estados más peligrosos) te puede servir para elegir un modelo de auto que no aparezca en la lista para poder viajar por carretera con mayor tranquilidad.

Sin embargo, también es importante que tomes estas precauciones para evitar ser víctima de robo de tu vehículo en otras circunstancias:

  • Estaciónalo siempre en un lugar seguro y bien iluminado.

  • Asegúrate de que queden bien cerradas las ventanillas y los seguros puestos, aun cuando estés en casa.
  • Instala un buen sistema de alarma que se active incluso con los golpes.

  • Utiliza un bastón de seguridad que impida se gire el volante o se opriman los pedales.

  • Contrata un servicio de localización por GPS que no solo ubique tu auto en caso de robo, sino también que desactive todos sus sistemas para que no pueda circular.

  • En estacionamientos, evita las áreas con poca circulación o cercanas a las salidas.

  • Prefiere los estacionamientos con buenos sistemas de seguridad y guardias capacitados, aunque tengas que pagar un poco más.

  • No dejes objetos de valor a la vista. Incluso evita dejar dispositivos electrónicos escondidos, pues pueden ser detectados remotamente por los delincuentes quienes forzarán puertas o romperán cristales.

  • Considera blindar tu auto para volverlo invulnerable a asaltos con violencia.

El robo de autos es una realidad. Tu protección y la de tu familia ante un asalto debe ser una prioridad y para lograrlo debes asumir una actitud proactiva.

Considera los riesgos, toma precauciones y, en caso de ser víctima de un asalto, no ofrezcas resistencia. Tu integridad y tu vida valen más que tu auto.

 

Suscríbete al blog

Entradas Recientes