0606 blog

Con el incremento de la inseguridad y la continua presencia de actos delictivos dentro del territorio de un país, se ha creado la necesidad de buscar alternativas que garanticen la seguridad y tranquilidad de las personas.

Cada mercado tiene sus necesidades particulares. Los usuarios buscan un auto blindado para protegerse de dispositivos explosivos o ataques nucleares o químicos, pero en Latinoamérica se busca la protección de armas de alto calibre. Esto nos habla de la clase de conflictos a los que se enfrentan los consumidores.

En Latinoamérica, el mercado de los vehículos blindados continúa su expansión, siendo Brasil el principal consumidor de este tipo de unidades. México por otro lado tuvo un crecimiento de 23% en 2018, por lo que México se ha colocado en segundo lugar con el mayor número de autos blindados en América Latina, solo detrás de Brasil, en donde se blindan 14,000 vehículos al año, detallando que los blindajes brasileños son de nivel (I y II) y en México son más del nivel (III, IV y V), además Colombia y Perú han invertido cifras de más de 100 millones en vehículos APC (Advance Personal Carrier).

 

El mercado de autos blindados particulares

Los altos niveles de inseguridad han motivado el mercado de los autos particulares blindados cuyo crecimiento ha sido sostenido en Latinoamérica. En países como Venezuela, Colombia y México la industria ha mostrado crecimiento a doble dígito anualmente y ha dejado de depender hasta en un 70% de las camionetas de lujo y se ha expandido a cualquier tipo de vehículos. Hoy en día, las blindadoras latinoamericanas trabajan en colaboración con empresas como Audi, BMW, Chrysler, General Motors, Fiat, Mercedes Benz, Toyota y Volkswagen.

Blindar un auto en Latinoamérica, dependiendo del país y del nivel de blindaje puede costar entre los 20,000 a los 100,000 dólares. El alto costo ha tenido ciertos efectos en algunos países como Brasil, donde los mercados de venta de vehículos nuevos se desplomaron, aumentando la venta de vehículos blindados seminuevos.

 

El blindaje en transporte de carga

El 80% de las mercancías viajan por tierra, pero solo uno de cada tres viajes está asegurado. Y de este porcentaje que sí están asegurados, los que pasan por zonas peligrosas no cubren al 100% las mercancías, por lo que los transportistas eligen viajar sin protección.

Para 2018, se usaron cristales más delgados, materiales más resistentes; fibra de carbono y acero más ligeros, que disminuyó el peso entre 25 y 30%. La resistencia balística ante proyectiles de rifles calibre AR-15 y AK47 es la misma, ya que es el armamento utilizado en robo de mercancías.

El panorama de inseguridad hizo que el blindaje a tracto camiones creciera un 30%.

"El Blindaje es Apenas el 50% de la Solución"

El blindaje es una modalidad de seguridad que brinda unos segundos de reacción. Para las empresas de blindaje, una de las graves dificultades es el desconocimiento de los usuarios, ya que en muchos casos no saben qué resiste su blindaje, ni se capacitan en maniobras defensivas u ofensivas.

Por ello, se deben tomar en cuenta los siguientes aspectos:

  • Asesorarse sobre el nivel de seguridad que necesita el particular o la compañía.
  • Conocer las armas contra las que protegen los distintos niveles de blindaje.
  • Visitar (en persona) a las blindadoras. La seguridad no es cuestión de una llamada telefónica.
  • Verificar las certificaciones de las compañías blindadoras.

Entre otros importantes aspectos, que se pueden revisar en nuestro artículo sobre los 12 puntos antes de comprar un vehículo blindado.

Suscríbete al blog

Entradas Recientes